fbnoscript
25 de octubre de 2018

Revés de Franja Morada y el Rectorado en su campaña contra la Fuba

La justicia anula la orden de un fiscal que dispuso tareas de espionaje contra el movimiento estudiantil
Revés de Franja Morada y el Rectorado en su campaña contra la Fuba

Foto: Javier Entrerriano

El operativo judicial y mediático contra la Fuba sufrió un duro revés en el día de hoy al conocerse una resolución de la Cámara Federal Porteña que anula una orden del fiscal Guillermo Marijuan para la realización de tareas de espionaje dentro de la universidad.

Los jueces Martín Irurzun y Mariano Llorens consideraron nula la orden de Marijuan debido a que viola el artículo 31 de la ley de Educación Superior que establece que “la fuerza pública no puede ingresar en las instituciones universitarias nacionales si no media orden escrita previa y fundada de juez competente o solicitud expresa de la autoridad universitaria legítimamente constituida”, según cita un cable de la agencia Télam (25/10).

La orden de Marijuan, que incluyó el despliegue de policías de civil para el desarrollo de tareas de inteligencia en la UBA entre noviembre de 2015 y abril de 2016, se dio en el marco de una causa trucha contra la Fuba por supuestas irregularidades en la venta de apuntes.

“Esto es una derrota del intento de criminalizar el movimiento estudiantil que tiene un alcance general”, le comentó a Prensa Obrera Julián Asiner, presidente de la Fuba, al señalar que refuerza la lucha contra el procesamiento de “Fefe” Fernández (estudiante de la UBA procesado por “resistencia a la autoridad” tras una movilización al Rectorado en repudio al reconocimiento de Franja Morada como conducción de la Federación tras un congreso fraudulento), contra la persecución a los estudiantes de la Universidad de Córdoba que tomaron el Pabellón Argentina durante la última rebelión universitaria, y contra los procesamientos a los estudiantes en lucha de la Universidad Nacional de Río Negro.
Estas causas indican un cuadro de operaciones judiciales para amedrentar y disciplinar al movimiento estudiantil que enfrenta las políticas de ajuste de Macri y los gobernadores. 

La batalla continúa esta semana en cinco facultades de la UBA que votan las conducciones de sus centros de estudiantes. Allí se da una lucha por desarrollar centros de estudiantes independientes del Estado, los partidos patronales y las gestiones.

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios